La historia de Antonio Mauricio Soares Oliveira y Ana María Pereira de Almeida, no escapa a la de miles de portugueses que emigraron en los años 50 con la finalidad de buscar una vida mejor en el país que prometía grandes oportunidades: Venezuela. Fue así como, con un grupo de familiares y amigos, iniciaron la gran aventura de empezar una nueva vida en un país totalmente diferente. Aunque los primeros años no serían perfectos, siempre encontraron un motivo para celebrar.

No hay comentarios

Leave a Reply