¿Cómo saber si una prenda es de buena calidad?

Determinar la calidad no requiere mucho esfuerzo, solo hay que prestar atención a ciertos detalles a la hora de comprar para que las prendas duren mucho más tiempo

0
2379

Ommyra Moreno Suárez

La ropa de calidad siempre está bien rematada y con forma regular.  Las fibras naturales como la seda, el algodón o la lana resisten mejor el desgaste del tiempo y los lavados que los materiales sintéticos. La ropa de calidad por lo general está compuesta de un alto porcentaje de fibras naturales. Una prenda de alta calidad tendrá siempre un porcentaje de entre el 70% y el 100% de fibras o tejidos naturales.

A la hora de comprar una prenda, obsérvala a contraluz. Cuanto menos transparente sea, mejor calidad tendrá. Por lo general, las empresas intentan abaratar costos usando la menor cantidad de tela posible. Eso a menudo se traduce en prendas muy transparentes, telas poco resistentes, costuras incomodas y ropa que no se ve como debería. Igualmente, es importante que siempre te pruebes la ropa en la tienda para asegurarte de que se ve igual que como se ve.

Para cerciorarte, estira suavemente la tela y suéltala en unos segundos. Si es un buen tejido, volverá a su forma original. Si por el contrario la prenda queda estirada, o pierde la forma, quiere decir que no es de muy buena calidad. Es recomendable, si no quieres arriesgarte, y se trata de una prenda básica, como una camiseta de algodón, búscala en la sección masculina. Posiblemente encuentres una prenda similar con un tejido más sólido.

En cuanto a cierres y botones, por lo general, las prendas de mayor calidad suelen llevar cierres ocultos o con buenos acabados, a no ser que el cierre sea un elemento estético o de moda. Siempre comprueba que sube y baja con facilidad. También, presta atención a los remates y también a cómo están cosidos, si es una costura muy débil, sabemos lo que pasará en breve.

Una de las señales más evidentes para comprobar la calidad de una prenda es el etiquetado. Toda prenda que se comercialice bajo los estándares de mercado debe llevar  tres elementos: el nombre o marca del fabricante así como el lugar de procedencia, el número de identificación fiscal y la composición de la prenda. Dado que estos son los datos básicos obligatorios que deben incluir por ley, deberíamos fijarnos si la etiqueta contiene más información como, por ejemplo, los consejos de mantenimiento y tratamiento como el lavado, planchado, etc. La ropa de más calidad suele detallar específicamente el tipo de cuidados que sus prendas necesitan.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí