Falleció Daniel Nikolac leyenda del Marítimo y de nuestra selección

0
455

El pasado domingo 31 de mayo la familia del fútbol nacional recibió con honda tristeza la noticia de la muerte de Daniel Nikolac Penz, considerado uno de los mejores guardametas de la historia del balompié criollo, una leyenda gigante de la querida divisa del C.S. Marítimo, con paso por nuestra selección nacional Vinotinto y en el presente, dedicado de lleno a la formación de jóvenes futbolistas.

El carismático portero y entrenador murió debido a complicaciones post-operatorias en la Clínica Sanatrix, a donde ingresó en estado grave tras una intervención intestinal que había sido planificada y de la cual se estaba recuperando satisfactoriamente. El internacional venezolano se encontraba estable, pero lamentablemente su cuadro terminó por empeorar. A través de la ya famosa página de Facebook del C.S. Marítimo y por otros canales informativos electrónicos, Elio Quintal hizo llegar la noticia a la familia balompédica sobre el caso. Se recaudaron fondos para medicamentos y su traslado, por lo que todo el medio futbolístico quedó a la expectativa de un favorable desenlace. Lamentablemente no fue así.

Su despedida anticipada del mundo de los mortales desató una oleada de manifestaciones de cariño, admiración, estima y respeto. Se le reconoce no solo su talento deportivo, que le permitió desarrollar una carrera brillante llena de títulos y puntos altos; sino fundamentalmente, por su don de gente y una personalidad inquebrantable en la defensa de los valores que consideraba innegociables.

Natural del estado Bolívar en el seno de una familia de origen croata, fue precisamente en el popular Mineros de Guayana donde dio sus primeros pasos en el rentado criollo, integrando el inolvidable equipo que consiguió para el club el ascenso de categoría. Desde bien temprano mostró sus dotes de liderazgo y afán por la defensa de los derechos de sus compañeros, cada vez aparecía la tristemente recurrente práctica de los salarios en atraso.

Con la selección nacional de nuestro país vivió su momento más brillante en la ocasión de la disputa de los Juegos Centroamericanos y del Caribe, La Habana 1982, donde nuestro representativo se alzó con la medalla de oro, el primer título internacional oficial de nuestro fútbol. Nikolac fue una de las figuras de esa gesta.

Luego de un paso por el Atlético San Cristóbal, Daniel llegaría  al que sería su casa por casi una década y con la que conquistaría sus principales títulos en nuestro fútbol. El C.S. Marítimo de Venezuela. Desde su llegada al equipo rojiverde en 1986, el guayanés se adueñó de la titularidad de la portería maritimista, desde la que conseguiría gran notoriedad. Talento, seguridad, reflejos felinos, don de liderazgo y personalidad, lo convirtieron en un portero legendario.

Su figura ha quedado así asociada a todas las conquistas de la década dorada que Marítimo escribió en las páginas de la historia del fútbol venezolano. Fueron cuatro títulos de campeón nacional, cinco participaciones en la Copa Libertadores, una Copa Venezuela y sus grandes tardes y noches en los inolvidables “clásicos” ante del Deportivo Táchira.

En esos años en 1987 estableció una marca de imbatibilidad que sigue vigente hasta nuestros días: 970 minutos sin permitir un gol en su portería. Rivalizó en esa etapa con César “Guacharaca” Baena por el trono de “Mejor Portero de Venezuela”. Es por eso que extraña el poco número de partidos de Daniel con la selección.

Y es que Nikolac junto con su compañero de mil batallas Franco Rizzi, protagonizaron un episodio que ejemplifica a la perfección que tan dispuesto estaba el guardameta por respetar sus propias convicciones: los hoteles de segunda categoría donde los alojaban, la pobre logística y condiciones económicas que la federación dispensaba a los jugadores que se vestían la camiseta nacional, merecieron de éstos jugadores una seria voz de queja y protesta.

La consecuencia fue que los atletas maritimistas fueron borrados de la selección. Nunca más Daniel Nikolac volvió a vestirse la camiseta de la Vinotinto, pese a que brillaba domingo tras domingo en el mejor equipo del país. El portero perdió el derecho a representar a nuestra selección por esta retaliación, pero se ganó el respeto de todo el fútbol nacional.

Luego de la desaparición del Marítimo, el portero acumuló experiencias con Italchacao, el otrora rival Deportivo Táchira y se retiró en Mineros. Reforzó a Estudiantes de Mérida en la Libertadores de 1987.

Finalizada su etapa como jugador activo, Nikolac abrazó la carrera de Entrenador, con paso por las canteras del Caracas FC. Fiel a sus deseos de cambiar el fútbol venezolano, fue en las bases donde se enfocó. Antes de ser sorprendido por la muerte, consumía sus horas soñando y trabajando en su Escuela del Marítimo de Miranda, ubicada en Guatire, desde donde aspiraba regresar a los colores rojiverdes a los grandes palcos.

Ya ha surgido en las redes la propuesta de homenajear su memoria designando como “Daniel Nikolac” al premio que se entrega anualmente desde la Asociación de Futbolistas Profesionales para destacar al mejor portero del año.

En su despedida final no faltó la presencia de varios de sus grandes compañeros maritimistas y de los engramados como Rafa Santana, Noel Sanvicente, Nelson Carrero, Héctor Rivas, Edson Rodríguez, Mon López, Dani de Oliveira o Roby Cavallo.

Todo el fútbol venezolano le ha despedido con una emblemática frase ¡Vuelta alto Nikolac!

Palabras en las redes

“Jamás estaremos preparados para estas tristes noticias. Descansa en Paz Daniel, dejaste un gran legado, crecí viéndote y admirándote, hoy duele tu partida luchador incansable. A sus familiares mis condolencias en este difícil momento. Q.E.P.D.”

Rafael Dudamel (ex – seleccionador Vinotinto)

“Cuando era chamo, nada me transmitía más seguridad que saber que Daniel Nikolac estaba en la puerta de mi amado Marítimo. Hasta el último día batalló por mantener la memoria del rojiverde. Su apellido siempre estuvo entre mis ídolos. Nos vemos pronto, ARQUERAZO.”

Carlos Domingues (Comentarista de TLT)

“No olvidaré todo lo que compartimos paz a ti y fortaleza a tu familia.”

Toni Carrasco (Ex – Marítimo y Comentarista de Meridiano)

“Pocas personas han sido tan influyentes en mi carrera y en mi vida, como lo fue Daniel Nikolac. El día que lo conocí, a los 15 años, cambiaron muchas cosas para mí.No solo me potenció como futbolista y me hizo entender cosas importantes del juego a una edad determinante, sino que me hizo modificar mi forma de pensar con respecto a muchos temas que me han ayudado en la vida.”

Fernando Aristeguieta (Morelia y Vinotinto)

“Siempre recuerdo un día en el Parque del Este cuando nos dijiste a los juveniles: ‘es mejor llorar ahora (en el entrenamiento) y no en los partidos”

Leopoldo Jiménez (Ex – Marítimo y Vinotinto)

Antonio Da Silva

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here