Proyecto piloto permite pagar menos residuos si se recicla más

0
93

Las familias de Maia, en el distrito de Porto, dejarán de pagar por los residuos que reciclan, en un proceso que comienza de forma experimental con 10.000 personas y se extenderá a todo el municipio hasta 2023.

El programa se llama “Recicla más, paga menos” y se basa en el principio de quien contamina paga, un concepto comúnmente conocido como “pay-as-you-throw” (paga según la basura que produzcas), lo que se traduce en una variación de tarifas según la cantidad de basura indiferenciada que produce cada hogar.

En declaraciones a la agencia Lusa, el alcalde de Maia, António Silva Tiago, explicó que, “a partir de este mes y hasta fin de año”, el programa se ejecutará de forma experimental con 10.000 personas (3.500 viviendas). El dinero ahorrado se destinará a una institución solidaria.

Al final de este tiempo experimental, las familias comenzarán a ver reflejada la ganancia en su factura de agua, en la que se indexa la tarifa de residuos. El proyecto se extenderá a la mitad del municipio en 2022 y a todo el territorio de Maia en 2023.

“Con eso, cumplimos las metas que asumió el Gobierno ante la Unión Europea de que en 2023 la gente pague efectivamente por lo que producen en términos de residuos y no pagar por aquello que reciclen”, dijo el alcalde.

Para poner en práctica este proyecto, la Cámara da Maia utilizará contenedores de uso exclusivo en cada vivienda unifamiliar, que estarán registrados con un código en el Sistema de Gestión de Datos de la empresa municipal Maiambiente y equipados con un identificador electrónico, que permite el seguimiento de las recolecciones de sus camiones.

La plataforma de gestión de datos recoge e integra la información recibida relacionando el identificador electrónico y el contenedor con el cliente, y calcula para cada uno la tarifa de gestión de residuos en función del número de recogidas realizadas, es decir, el volumen de residuos recogidos.

“Maia avanza con este proyecto porque es la única Cámara del país que puede hacerlo. Este viaje comenzó hace unos 25 años, cuando lanzamos un modelo que implicaba exigir a todos los promotores que quisieran instalarse en Maia incluir un compartimento de residuos sólidos en sus proyectos”, dijo António Silva Tiago.

Señalando que el objetivo de “Recicla más, paga menos” es “estar más junto a la gente, las familias y la actividad económica del municipio” y al mismo tiempo promover el reciclaje, haciendo que los consumidores “paguen solo lo que no reciclan”. El alcalde dijo que espera que este proyecto haga que “la gente adquiera cada vez más buenos hábitos ambientales”.

Al finalizar el año, los hogares involucrados tendrán acceso a dos facturas: la normal y otra que refleja el nivel de reciclaje que ha realizado una determinada familia.

“Si hay ahorros en reciclaje, como pensamos que habrá, la diferencia entre las dos facturas se acumulará y se entregará a una institución a fin de año. A principios del próximo año, esta ganancia va a parar a la propia familia”, explicó el alcalde.

Ya en información enviada a Lusa se lee que “durante un período de prueba, el pago de la tarifa se realizará como antes, es decir, indexado al consumo de agua, sin embargo podrán comparar este valor con lo pagarían con la tarifa calculada en función de los residuos que produjeran y adaptarían su comportamiento a una tarifa más adecuada”.

Las casas que forman parte del piloto que se pone en marcha están distribuidas por las parroquias de Vila Nova da Telha, Cidade da Maia y Moreira.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here