Socios del CSM toman las riendas en medio del caos

Una lucha de poder en el Centro Social Madeirense, que conllevo al deterioro de la institución, despierta la ira de los socios

0
4871

El año 2016 arrancó de forma inesperada en el Centro Social Madeirense. A pesar de que la mayoría de los socios desconocían la situación, mediante votos de la directiva, quedó destituido de su cargo, Paulino Ramos, quien ejercía como presidente electo.

La decisión que en principio fue conocida por un pequeño grupo, venía firmada por el Secretario General de la institución, Manuel da Tenda, quien ahora es también señalado por los socios como uno de los culpables de la situación actual del club.

Mientras se discutía a puerta cerrada sobre el futuro directivo del club, los socios se percataban cada vez más del deterioro de las instalaciones, lo que supone una pérdida de valor para sus acciones e incluso para su calidad de vida, pues hasta se evidenció un problema de salubridad en la piscina, área altamente utilizada los fines de semanas, por socios e invitados.

Alterados por la situación y alertados ya por el destituido presidente, Paulino Ramos, un nutrido grupo de socios toma la decisión de hacer acto de presencia en el club para pedir explicaciones a la directiva a cargo, el miércoles 24 de febrero por la noche, pero al no recibir respuestas se caldean los ánimos. Cada vez son más quienes quieren saber qué es lo que pasará con su centro social.

Así es como se dan una serie de reuniones entre socios, a la expectativa de qué pasaría el domingo 28 de febrero en la presentación de la Memoria y Cuenta, la cual no pudo ser presentada al haberse presentado los números con retraso a la firma auditora de los mismos.

Una reunión para el consenso

Para calmar los ánimos, el profesor José Ángel Ferreira, socio del club y Vicerrector Administrativo de la Universidad de Carabobo, supervisó el ya agitado proceso, concluyendo que los tiempos no coincidían para presentar un balance correcto, por lo que se solicitaba un lapso de tres semanas para rendir cuentas a los socios, quienes querían más que saber qué había pasado con el dinero de la institución.

“Hemos visto como todo se viene abajo, ni siquiera sabemos cómo compraron las bombas de la piscina, que además eran de segunda mano y costaron como nuevas, y todo cada vez está peor. Invertimos nuestro dinero en el club, para que nos mantengan las cosas en secreto y terminen arruinando todo por problemas de poder”, declara vía telefónica un socio que prefiere no ser identificado antes de ingresar a la reunión.

Pero la convocatoria termina siendo todo un éxito, y los socios demuestran que las decisiones siempre serán tomadas sólo si ellos lo permiten. “Yo no vine ni por Da Tenda ni por Ramos, yo quiero recuperar mi club”, se escucha decir en los pasillos, antes de la lección de civismo que se dio durante el encuentro.

Prácticamente por unanimidad, la sesión decide aplicar el voto censura a Manuel Da Tenda, por lo cual no podrá aspirar o ejercer ningún cargo dentro del club durante los próximos seis años, así mismo como al Secretario de Finanzas, Higinio Abreu, quienes quedaron relevados de sus cargos, que ahora deben ser ejercidos hasta las próximas elecciones por los sub secretarios del área.

Así mismo, los socios decidieron restituir en sus cargos a todo el Consejo Disciplinario, quienes también fueron destituidos por votos de la directiva encargada, y sancionar con el mismo voto censura a todos los miembros del Consejo Fiscal, del cual formaban parte los expresidentes de la institución José Guido Pestana y José Francisco Fernandes, Móises Guzmán, Juan Pablo da Veracruz, Xiomara Duque y Agostinho Abreu.

“Esta última decisión se toma en concordancia con el incumplimiento de las funciones del Consejo, ya que ellos eran quienes debían pedirles las cuentas periódicamente a la directiva, y bien sea por desconocimiento o por omisión, eso no ocurrió y hemos llegado hasta a esta situación que es realmente preocupante, porque ahora nuestro club debe enfrentarse a compromisos económicos bien fuertes, y todos sabemos que la situación del país no es fácil”, relató Leonel Moníz.

La jornada también sirvió para que quedara electa una nueva Comisión Electoral, de manera que se trate de cumplir con los estatutos que indican se deben realizar unas nuevas elecciones el último domingo del mes de abril, y por los momentos, será el vicepresidente Juan Freitas, quien quede a cargo de las riendas de la institución que afronta por una fuerte crisis.

Artículo anteriorSociedad de Damas Portuguesas anuncia su tradicional Cozido à Portuguesa
Artículo siguiente«Sacas cuentas y los ingresos no te alcanzan»
Egresada como Licenciada en Comunicación Social mención Periodismo de la Universidad Católica Andrés Bello (2010). Especializada en Periodismo Deportivo por la Universidad Simón Bolívar y en Dirección de Medios y empresas de Comunicación por la ESAE Business School de España. Inició su carrera laboral como pasante en el departamento de medios y comunicaciones corporativas de Editorial Alfa en 2007 y posteriormente como productora asociada en un programa radial en Radio Caracas Radio 750 AM, junto a los periodistas Javier Conde y Sebastián de la Nuez. Forma parte del equipo de periodistas de planta del CORREIO da Venezuela desde diciembre de 2009. Además se ha desempeñado como correctora y editora de textos de la Revista Ripeando, y asesor de comunicaciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí