TAP paga ocho millones a los tripulantes y promete bono si hay acuerdo de empresa antes de fin de año

0
23

TAP pagará ocho millones de euros a los tripulantes de cabina por concepto de ajustes de complementos que no se abonaron en los años 2021 y 2022. Este fue uno de los varios puntos que resultaron del entendimiento entre la empresa y el Sindicato Nacional del Personal de Vuelo de la Aviación Civil (SNPVAC) el pasado domingo, y que condujo a la retirada de la huelga de siete días que comenzaría esta semana.

En el borrador del convenio, al que tuvo acceso el Diário de Notícias, TAP establece que este pago se realizará «como compensación extraordinaria, no sujeta a las reducciones salariales previstas en el acuerdo temporal de urgencia (ATE)» y «sin perjuicio de lo que se defina en el nuevo convenio de empresa». Los 2.700 tripulantes de cabina de TAP están cubiertos por este pago, que percibirán «en un único pago», hasta marzo, cuyo importe se define sobre la base de una matriz elaborada por el SNPVAC.

El presidente del sindicato, Ricardo Peñarroias, explicó que los cálculos de este pago se basaban en una media para cada categoría profesional. Para recibir su parte, los miembros de la tripulación tendrán que firmar una declaración propuesta por TAP.

Si algún trabajador no está de acuerdo con la indemnización definida, aún puede emprender acciones legales contra la compañía aérea. Ricardo Peñarroias cree que la mayoría de los tripulantes aceptará la propuesta, pero asume que el modelo adoptado puede llevar a que algunos trabajadores «se sientan más perjudicados que otros», subrayando que es función del sindicato «defender los intereses colectivos y no los individuales».

Otra de las cláusulas del borrador del acuerdo entre la empresa y los tripulantes define que TAP se compromete a pagar «un bono» a los miembros del SNPVAC si el nuevo convenio de empresa se firma antes de finales de este año. «TAP se compromete a abonar compensaciones extraordinarias a los tripulantes de cabina asociadas al inicio y conclusión de dichas negociaciones», reza el texto.

Según los términos definidos, «el valor de la prima de firma se acordará a posteriori entre las partes, abonándose este tramo si el nuevo convenio de empresa se concluye antes del 31 de diciembre de 2023». «El bono de firma, tal y como ha solicitado el sindicato, sólo será exigible a los afiliados al SNPVAC en la fecha de inicio del proceso de negociación».

El Presidente del SNPVAC rechaza que este bono sea un chantaje por parte de la empresa «Sería un soborno si ya estuviera establecida [la cantidad a percibir]. Habrá concesiones y entiendo que los tripulantes verán reflejados los beneficios que aportan a la empresa», afirma. Aun así, el sindicalista admite que existen «presiones» de la empresa dirigida por Christine Ourmières-Widener para acelerar las negociaciones con vistas a la privatización.

TAP y el SNPVAC volverán a reunirse el próximo jueves, como también se define en el proyecto de acuerdo. El sindicato pedirá a la dirección de la aerolínea que indemnice a 1.500 tripulantes por «deficiencias legales en los contratos».

Según el sindicato, la infracción, que se remonta a 2006, afecta a miembros de la tripulación que, estando cubiertos por normas laborales temporales, eran una «necesidad permanente» en la empresa, desempeñando funciones a tiempo completo, y como tales, dice el presidente del SNPVAC, «deberían haber recibido los beneficios de los trabajadores permanentes». Si no hay acuerdo, el sindicato admite acudir a los tribunales para reclamar las cantidades y retroactivos que faltan.

 

Fuente: Diario de Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí